viernes, 22 de mayo de 2009

¿Qué modelo es? 21 may/09

¿Prefiere el último rugido de la moda motor o le gusta ahorrar y sabe esperar oportunidades?

Cuando usted compra o vende un auto, una de las primeras preguntas que se hace es ¿qué modelo es? La respuesta usualmente indica el año/modelo del auto y no propiamente el grupo al que pertenece. Podrá usted contestar, es un modelo pick up, o un modelo sedán, o deportiv

o, etc. Pero en lugar de eso, uno contesta, es modelo noventa y tantos, o dos mil y feria.


Y fuera de las inexactitudes de la lengua o de los modismos, lo correcto sería preguntar y responder, como hacen en inglés ¿What year is it?


¿Pero cómo le hacen las marcas para definir qué año es un auto? Pura cuestión de mercados. Comunmente el año/modelo de un auto corresponde al año de ensamblado final, fecha impresa en la factura del vehículo y en los datos de la unidad que el distribuidor o agencia tienen en su poder. La fecha de compra del vehículo nada tiene que ver con el año/modelo.


Por ejemplo, el nuevo Ford Mustang anunciado como 2010, en realidad sale de las plantas ensambladoras de Ford en Estados Unidos en este 2009, pero como se trata de una actualización a la generación actual, se adelanta un poco la fecha de presentación como modelo 2010, para que los clientes que sean los primeros afortunados propietarios puedan decir durante un año y medio que su auto “es del año”. Se estira el tiempo pues, intentando detener un poco la devaluación de todo auto y aumentando un poco el poder adquisitivo del cliente, aunque sea psicológicamente (y funciona, de lo contrario no sería utilizada esta estrategia.


Pero no todo son estrategias maliciosas de mercadólogos malignos. La ventaja se pone del lado del comprador, cuando hay muchos autos del año/modelo pasado y ya están en puerta los nuevos. Es aquí cuando las agencias o las marcas regalan accesorios, seguro, placas, tenencia o hacen bonificaciones según el tipo de compra, para sacar rápido del inventario las unidades que se van quedando rezagadas. Otro ejemplo, una pick up pequeña, cuyo precio de lista es de 150 mil pesos por decir algo, si es modelo 2008 y estamos en el 2009 ya con miras a que lleguen los 2010, tendrá un buen descuento de parte de la agencia. Cuestión

de gustos y necesidades.


Por cierto que ahora en Mayo, dése una vuelta por las agencias automotrices para ver las últimas novedades y buscar alguna buena oportunidad de compra en los modelos

 de salida: Ford presentará el Fusion, Focus Hatchback y Mustang 2010. Seat actualizó al León, Alea Freetrack y presentará la nueva versión del Ibiza en 3 puertas. Chevrolet está por presentar el Camaro SS y versiones actualizadas del Malibú y otros modelos, por citar sólo algunos ejemplos.


Recuerde: ver no cuesta nada, y en el caso de los autos, hacer una prueba de manejo, tampoco.


¿Cuánto peso puedes manejar? 20 mayo/09

El tipo de licencia que yo o que usted tenemos determina en parte el peso que podemos manejar. Eso en papel, pero en realidad también la experiencia podría limitar nuestras habilidades al volante de más de 2 toneladas de peso.


Por citar un ejemplo, no es lo mismo manejar un Chevy o un Tsuru con uno o dos pasajeros, que en total apenas pasarán los mil kilos de peso, que una pick up, un SUV de tamaño grande, o cualquier vehículo arriba de 2 toneladas de peso en vacío. La dificultad aumenta más cuando el vehículo en cuestión está a su máxima capacidad y la báscula indica más de 3 toneladas de peso. Para ilustrar más el ejemplo, imagínese que usted maneja 3 Chevy o 3 Tsuru pero al mismo tiempo.


La dificultad aumenta, por supuesto, con la altura, longitud, potencia y antigüedad del vehículo, ya que entre más valor tenga cada uno de esos atributos, se vuelven más complicadas las maniobras. Sobre todo a altas velocidades.


Ni qué decir de los tractocamiones que, en teoría, cargan hasta 40 toneladas en cada semi-remolque que tiran (aunque en realidad, en México, desafortunadamete muchos transportistas sobrepasan por mucho los límites de carga de sus remolques o vehículos).


Y aunque cada persona tenga un modelo de auto, camioneta, motocicleta o medio de transporte en particular, alguna vez tendrá que cambiar por un nuevo modelo, manejará uno prestado o rentará uno por diversión o

 necesidad. El punto de todo esto, es que, todos los vehículos se manejan diferente y es muy recomendable tener experiencia antes de emprender un viaje largo o cargar un vehículo hasta sus límites.


Recomendaciones para manejar un vehículo de mayores dimensiones que el propio o el acostumbrado (válido para autos, pick-ups, motocicletas, SUV’s o vehículos de carga):


1. Inspeccione visualmente el tamaño del nuevo vehículo y compárelo con el suyo para que tenga puntos de referencia al momento de maniobrar o conducir en carretera.

2. Antes de lanzarse a conducir, ajuste el asiento, espejos retrovisores, volante (si es posible), altura de cinturón de seguridad, etc.

3. Practique un poco en algún estacionamiento o en calles de poca circulación para que se familiaric

e con la potencia del vehículo y su peso. Sienta cómo acelera, frena y cambia de velocidades.

4. Si es un vehículo de carga como una pick up o camioneta de doble rodado de 3 y media toneladas, recuerde que al ser cargadas acelerarán más lento y frenarán en mayor distancia que sin carga. De igual forma deberá de tener más cuidado al dar vuelta o hacer maniobras bruscas, ya que la carga se vuelve parte de la masa del vehículo.

5. Investigue si el tipo de vehículo que manejará puede transitar por donde usted planeó su ruta (doble rodado no puede circular dentro de ciertas zonas de seguridad, moto tipo cross o enduro sin espejos no puede circular en calles, cuatrimoto sin luz no puede circular de noche, etc.)

6. Asegure su carga con amarres adecuados (vea nuestra recomendación en el artículo de Eslingas), verifique que no se mueva de su lugar o que el viento de la carretera lo expulse fuera de su vehículo, esto podría causa

r daños a terceros o algún accidente grave. Durante el viaje haga paradas para descansar y aprovechar para revisar su carga.

7. Si va a transportar pasajeros (como en una van o SUV de más de 9 pasajeros), asegúre

se que todos lleven su cinturón, que no le obstruyan la visibilidad y nunca lleve más pasajeros del número de cinturones de seguridad o asientos disponibles en su vehículo.

8. Pregunte a alguien que tenga un vehículo como el que usted manejará las dudas que 

tenga respecto al funcionamiento o busque la capacitación adecuada según el tipo de vehículo que manejará (en México casi ni

nguna compañía pide comprobar la experiencia al volante cuando uno compra o renta vehículos especiales, desafortunadamente).

9. En carretera siempre recuerde que su vehículo puede que necesite más tiempo para rebasar, sobre todo en subidas o con carga máxima.

10.  En general, siempre cuide que su carga o pasajeros nunca excedan el límite de car

ga máximo, sobresalga demasiado de su vehículo (tanto en altura, como en anchura) o le obstruya la visibilidad hacia cualquier punto. También verifique que su licencia le permita manejar el tipo de vehículo y el peso de éste.


Y aunque la sobrecarga de vehículos puede parecer un deporte extremo en México y Latinoamérica (ver artículo de yipear en Colimbia), nigún constructor automotriz recomienda exceder los límites de carga de sus vehículos. Para verificar cuánto peso puede cargar su auto en cada eje, o cuánto peso en un remolque puede tirar, busque en su manual o en internet información de su vehículo. 


Ahora sí, usted puede responder ¿Cuánto peso puede manejar? Yo, hasta

 3.5 toneladas.


Foto tomada de Flickr del usuario SAGUAYO (creative commons)

http://www.flickr.com/photos/subzonica/2109918888/

lunes, 18 de mayo de 2009

Después de... 30 abril/09

...una cuarentena...


Aunque el término suena muy alarmista, y en realidad no hubo tal, sino una serie de acciones preventivas para contener la posibilidad de una pandemia, hoy retomamos nuestro servicio habitual con el fin de ofrecerle, como siempre, litros de a litro.


Y aprovechando este tiempo de vacaciones, no trabajo, ocio extra, semana santa extendida, cuarentena, o como quieran llamarle, uno de nuestros despachadores se aventó la imagen oficial de nuestra empresa. Agradecemos al despachador del turno nocturno (Sr. Sentidoscreativos), que en los ratos de pocos clientes se puso a dibujar nuestro logotipo corporativo que de ahora en adelante será nuestro distintivo de calidad.